Estado de situación de la cultura nacional

Por Mariana Jaqueline Ramírez *

En los últimos años presenciamos numerosos cambios y avances que produjeron una renovación de la cultura argentina. Ante todo, entendemos por cultura el modo en que las sociedades pueden establecer vínculos. Muchos teóricos consideran a la cultura como un conjunto de sistemas simbólicos en los que forman parte las costumbres, las creencias, las religiones entre otros, de alguna manera sería, hábitos que son adquiridos por el hombre como miembro de una sociedad. Podríamos agregar que constituye algo de interés para todos los que forman parte de una sociedad, pero también permite el vínculo entre las distintas sociedades de una época. Dependiendo de cada interrelación es posible lograr el crecimiento y fortalecimiento de las distintas áreas de una comunidad.
Las distintas áreas a las que nos referimos son principalmente las artes audiovisuales (cine), escénicas (teatro, danza, música) y plásticas. En estas manifestaciones culturales presenciamos un mayor grado de desarrollo y libertad a partir de 1982, una libertad que viene fortaleciéndose en los últimos años. Recordemos que antes de esa fecha el desarrollo del arte no era posible en la dictadura por la censura que sufrían los artistas de la época.   
La apertura democrática posibilitó el cambio de las conductas ciudadanas. Así es como en nuestros días hallamos mayor participación, no solo en actividades gratuitas organizadas por el estado u organizaciones cooperativas sino también en eventos de índole privada. Entre las actividades privadas encontramos muestras en museos como el MALBA, publicitarias obras teatrales donde se presenta como mayor atractivo a figuras renombradas de la televisión, o bien a películas nacionales que llegan al conocimiento del público por la gran difusión tanto dentro del país como en el extranjero, y la apertura de varias salas nacionales que dieron la posibilidad de ver por primera vez una película nacional (como está sucediendo en las provincias del interior).
Además, es importante mencionar que en el marco de las numerosas obras por el Bicentenario del país se han puesto en valor y restauración muchos espacios, ya sean museos nacionales o espacios culturales como la ex ESMA (hoy conocido como Espacio de Memoria y Derechos Humanos).
Pero también hay otros proyectos. Entre ellos, el proyecto de Formación Continua del Ministerio de Trabajo de la Nación, en donde junto a diferentes instituciones culturales ofrecen cursos de oficio no solo vinculado a las expresiones artísticas sino que también apuntan otros sectores para la formación laboral.
Consideramos pertinente remarcar que solo mencionamos algunos espacios e instituciones, ya que el abanico de instituciones que incentiva a ver y valorizar el arte y la cultura nacional como algo “nuestro” es actualmente muy amplio y requiere un trabajo más extenso y minucioso.
Pese a todo lo dicho, queda mucho trabajo por delante. Asimismo es menester  hacer foco en dejar de lado el lugar menospreciado que tiene el arte y la cultura, dado que muchos sectores sociales mantienen una visión peyorativa, hecho que no permite comprender la importancia de las expresiones artísticas. 
Apoyo teórico:
Geertz, Clifford (1995), Cap. 1: “Descripción densa: hacia una teoría interpretativa de la cultura”, en La Interpretación de las Culturas, Barcelona, Gedisa.
Geertz, Clifford (1994), Cap. 5: “El arte como sistema cultural”, en Conocimiento Local, Barcelona, Paidós.
Lévy-Strauss, Claude (1964), “La ciencia de lo concreto”, en Pensamiento Salvaje, México-Buenos Aires, Fundo de Cultura Económica.
  • Estudiante avanzada de la Licenciatura y Profesorado de Artes Combinadas, Facultad de Filosofía y Letras de la UBA. Miembro del grupo Arte y Sociedad en el CIDAC Barracas (Centro de Innovación y Desarrollo para la Acción Comunitaria), y de AINCRIT (Asociación Argentina de Investigación y Crítica teatral). Colabora como redactora para diversos medios digitales.
Realizó estudios de actuación en la EFA Estudio de Formación en Actuación, Centro Cultural San Martín y el Teatro “El Extranjero”, entre otros; actualmente cursa vestuario y maquillaje para artes escénicas en el Teatro Catalinas Sur. Sus intereses están ligados a la investigación y difusión de las artes escénicas y artes audiovisuales con énfasis en la cultura popular y lo social.

ramirezmarianajaqueline@gmail.com
cuenta
cuenta
arieljlira@gmail.com