El PJ de Morón y SMATA honraron la heroica batalla de la Vuelta de Obligado

El PJ Morón junto al SMATA realizaron en la tarde-noche del 20 de noviembre, un imponente acto conmemorativo de la Batalla de Vuelta de Obligado, en el gran salón que posee el citado sindicato. Se contó con la presencia y la palabra del presidente del PJ bonaerense e intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, el secretario General de SMATA, Ricardo Pignanelli, el presidente del PJ local, Santiago Muñiz, el delegado distrital del sindicato anfitrión, Claudio Sánchez, y múltiples referentes y militantes de agrupaciones del peronismo de Morón y otros sindicatos, como el caso de ATE capital. 

El acontecimiento tuvo un marco resonante, con cerca de 500 personas atentas a los pormenores de la charla y el video explicativo de los combates que se homenajean, desde hace algunos años, en esta fecha. Fue muy importante que se proyecte ese video-resumen histórico de la gesta heroica del pueblo criollo frente a las potencias invasoras anglo-francesas de aquel lejano 1845 y subsiguientes combates a lo largo de buena parte de 1846, para poner bien en contexto a la actividad, y a posteriori llegaron los platos fuertes esperados por tanta militancia en su mayoría joven, con las definiciones de Menéndez y un cierre con gran contundencia de parte de Pignanelli.

Las palabras de apertura y presentación estuvieron a cargo del delegado de Smata Morón, Claudio Sánchez.

Testimonios y definiciones de Santiago Muñiz

 El presidente del PJ Morón, Lic. Santiago Muñiz, compartió su satisfacción de poder concretar “esta reunión en la casa de los trabajadores, la columna vertebral de nuestro movimiento político”. Luego de agradecer a los anfitriones, valoró el trabajo en aras de forjar la unidad del peronismo bonaerense, que viene llevando adelante Gustavo Menéndez.

“Venimos a rescatar la figura de aquellos héroes y mártires que dieron la vida en la batalla de la Vuelta de Obligado, y también de los líderes que en nuestro país han dado la vida, a lo largo de la historia, por una patria justa, libre y soberana. Belgrano, San Martín, Rosas, Yrigoyen, Perón, Evita, Néstor y Cristina. Todos ellos dieron su vida por la soberanía de nuestra patria”.

También trazó un paralelismo con nuestros días. Al respecto, afirmó que “si las decisiones de un país se toman en cualquier lado, menos en la Casa de Gobierno, tenemos que estar dispuestos a defender la soberanía. Si los intereses nacionales, de la industria, si nuestros recursos naturales se rifan en la timba financiera… si ese es nuestro presente, debemos defender a nuestra patria”.

Y avanzó de lo nacional hacia el acontecer enfocado en lo internacional: “Estamos ante una crisis civilizatoria, a partir de lo cual las principales potencias mundiales se están disputando quién hegemoniza la conducción del planeta. La realidad de nuestro país es consecuencia de ello, por eso también abrazamos el mensaje de Paz e Igualdad que nos ofrece el Papa Francisco”, detalló.

Y concluyó con un mensaje para la militancia: “Sólo nos vamos a salvar a partir de la unidad, la organización y tener como ejes ordenadores de la sociedad a la soberanía y la justicia social”.

El turno de Gustavo Menéndez

El presidente del PJ de la provincia de Buenos Aires apuntó a una charla para la militancia con una intensa pedagogía para la unidad, y en oposición “a la satisfacción de nuestros egos, y empecemos a poner en valor la necesidad del conjunto”.

“Demasiada sangre, sudor y lágrimas corrieron por este país para que nosotros podamos autodeterminarnos. Hoy nos están llevando a las patadas hacia un final anunciado. El gobierno neoliberal se aprovecha de nuestras divisiones para llevarnos a cualquier lado”, fustigó.

Cuestionó además a la dirigencia y militancia que “le presta más atención a lo periférico que a lo sustancial. Todos los dirigentes tenemos la obligación de dejar de lado cualquier lucha superficial” indicó, y advirtió que “fuimos perdiendo soberanía con cada acto inútil de pelea entre nosotros”.

“Esta aventura de volver al FMI no puede terminar bien, y ese terminar mal va a significar vidas humanas. Frente a semejantes desafíos, ¿Les parece que actuar con enanismo político, con mezquindades, va a ser el modo de dar vuelta esta página, y evitar así una tragedia para esos compatriotas que se han quedado sin un paraguas?” disparó.

Posteriormente, brindó un repaso en clave histórico sentimental de algunos hitos del peronismo, y destrozó la falacia que procura instalar –con la habitual complicidad mediática- el gobierno respecto a la teoría del supuesto “flagelo” del país durante los últimos 73 años.

El cierre, a cargo de Pignanelli

 “Los tenemos que voltear en la primera vuelta electoral”, arremetió Ricardo Pignanelli con su habitual discurso frontal y sin eufemismos. El tradicional líder de SMATA añadió que el gobierno nacional “está gobernando para el extranjero. Y tienen los mismos votos que podían juntar en 1973, pero la gran diferencia es que nos han logrado dividir”, explicó.

Lanzó un mensaje para la militancia joven que se congregó en gran número en el salón de actos del sindicato que conduce. Un mensaje claro y contundente: “Si somos capaces de aprovechar los próximos seis meses, y gastamos las piernas hasta la ingle, seguramente en la primera vuelta electoral del año que viene, tendremos un gobierno peronista”.

Aprovechó la ocasión para compartir anécdotas, en particular para la juventud presente, de viejas disputas políticas y la enorme carga de mística que emana de tantas experiencias pasadas.

“Este gobierno está quebrando la escalera social para dejar dos clases sociales: una que la tenga toda y otra que no tenga nada. Este es el futuro que nos espera a los argentinos, si no logramos que gane un gobierno peronista en las próximas elecciones. Es un futuro para 15 millones de argentinos, los demás quedan para descarte. Y este es el modelo de país que quieren sellar, pero para eso tienen que hacer polvo al peronismo” enfatizó.

“Primero, el problema, decían que habían sido los últimos 12 años. Después no les alcanzó y fueron los últimos 70 años. Ahí están las historias de nuestros viejos y nuestros abuelos. ¿Qué vamos a hacer? ¿Negar la historia de nuestros viejos? ¿Ustedes están dispuestos a borrar la historia de las vidas de sus padres y abuelos? Estos, de lo insanos que están, si siguen así le terminan echando la culpa a San Martín y a Belgrano” rugió ya con su impronta encendida. “Estos tipos no hubiesen permitido cruzar las cadenas en Vuelta de Obligado”, conjeturó con muchas más certezas que dudas.

Y para culminar, añadió un consejo, fruto de un dirigente con mucha experiencia, de cara a lo que se viene: “Las elecciones no se ganan sólo a base de votos; se ganan también quedándose hasta última hora para contar los votos. Porque si no contás, el otro te acuesta”, deslizó un Pignanelli auténtico.

Daniel Chaves
Daniel Chaves
dafachaves@gmail.com